Loading...

viernes, 24 de julio de 2015

Nada es justo.
No es justo que siempre estés diciendo que estas ahí para lo que sea (porque es cierto, sientes que aunque dejes de hablar con alguien, sigues estando ahí para cualquier problema que tenga), que le ayudes como puedas, que te calientes la cabeza pensando como puedes ayudar porque piensas que una buena amiga tiene que pensar y entonces ayudar a sus amigos a que estén mejor o darles consejos para lo que puedan hacer para arreglar la situación o cosas de esas y luego cuando tu tienes ese problema que hace que estés mal, que no pares de pensar en ello, que haga que te rayes y que encima se lo cuentes a alguien que crees que es muy importante en tu vida porque lo es, por lo bien que os lleváis, por la confianza, por todo y que te diga 'mejórate' cuando tu has estado dándolo todo por esa persona, cuando has hablado con esa persona con la que el ha discutido y lo han arreglado gracias a ti, cuando le has animado en todo momento y sacado sonrisas, cuando has hecho que deje de llorar. Luego llegas tu con un puto problema y, ¿no saben ayudarte? ¿Pero esto que es?
Si, es verdad que espero que todas las personas actúen como yo lo haría, que se lo curren igual que yo para intentar al menos sacarme una sonrisa o para pasar un buen rato y la verdad, la cruda y puta verdad es que ni lo intentan.
Y ahora pienso yo.. ¡Realmente esas personas valen la pena como para currármelo tanto y que les salga una sonrisa como mínimo? ¿Realmente lo hago todo para que sonrían? ¿Realmente hago tanto como digo o soy yo que creo que hago mucho y luego resulta que no he hecho tanto? No, la ultima pregunta se que no es.
Entonces.. ¿Que coño pasa?

No hay comentarios.:

Publicar un comentario